Publicado en Uncategorized

HOJA SETENTA Y DOS

Image

 

 

Hoja Setenta y dos

 

Mencione a sus muertos.

¿Cuántos de ellos estarían hoy, aquí, jugando a que acompañan su espera?

¿Qué distancia debe recorrer alguien fallecido con el fin de llegar hasta la ventana?

¿Reconocería sin lío lo que es una ventana?

Las nubes, o su evocación, poseen la capacidad de reflejar el estado actual de los muertos, donde quiera que se encuentren. Así, por ejemplo, una forma alargada de nube, con diversas variantes o hilos, es signo inequívoco del entusiasmo, de la paz interior del difunto. Una mancha compacta de nube, en cambio, representa la ansiedad y la inquietud.

Olvide, pues, durante el devenir de este ejercicio – si le es posible – las habilidades de las nubes descritas en el párrafo anterior.

Pregúntese, como apoyo didáctico, si es posible que los muertos recuerden a sus familiares. O recuerden haber conocido a alguien como usted. Subraye la condición de tozudez propia en aquellos que han perdido la vida. Y dónde puede encontrar, entre el desorden o la armonía desencajada de la ventana, signos o improntas dejados por los que se fueron, labrados en objetos por ellos mismos con su célebre, envidiable paciencia.

 

Image

 

 

 

Anuncios

Autor:

Psile et psole.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s